¿Como hacer un triangulo de fuerza?

consejo-escalada-seguridad-reunión

El papeo de esta semana ¿Cómo hacer un triángulo de fuerza? es la primera entrega de una serie de consejos dedicados a los anclajes de escalada. Hoy queremos papearlos con las ventajas y desventajas de este clásico sistema. En Chileclimbers creemos que es importante darle énfasis a este tipo de información ya que cada vez hay más gente escalando y muchas veces lo hacen sin la formación o conocimientos necesarios para hacer de este deporte una actividad segura. Esperamos que el siguiente artículo les sea de utilidad.

El triángulo de fuerza es un sistema de autorreparto de carga, vale decir que distribuye de manera automática la carga entre los puntos del anclaje. Es un sistema fácil y rápido de hacer.

Este triángulo se puede hacer con dos o con tres puntos de anclaje. Las reuniones en vías de escalada deportiva suelen disponer de dos chapas de anclaje, por lo que en las imágenes mostraremos la triangulación utilizando dos puntos de anclaje y un punto central.

Para armar un triángulo de fuerza en una reunión que cuenta con dos chapas se necesitan tres mosquetones con seguro y una anilla o cordín. Dos mosquetones para las chapas y otro que será el punto central de la reunión. Para la gran mayoría de las vías de escalada deportiva una anilla de 60cm bastará para darle el ángulo recomendado a nuestro triángulo.

Instala un mosquetón con seguro en cada chapa de la reunión. Es importante que los gatillos queden apuntando hacia abajo para evitar que se puedan abrir por efecto de la gravedad. Luego se debe pasar la anilla de cinta o de cordín por los mosquetones.

tria_paso1

Una vez que la anilla está pasada por los mosquetones, toma el anillo por su parte superior (la sección de anilla que hay entre cada mosquetón) y dale media vuelta formando un pequeño bucle. Acto seguido une con un mosquetón este bucle y la parte inferior del anillo. El mosquetón será el punto central de la reunión. El bucle es FUNDAMENTAL, ya que en caso de que una chapa llegase a fallar, de no haber mosquetoneado el bucle, la anilla deslizaría hasta acabar saliendo por el mosquetón.

tria_paso2

 

tria_paso3

La principal ventaja de este anclaje es su capacidad de “Autorreparto”, lo que quiere decir que es un sistema multidireccional en donde la carga se distribuirá de manera ecualizada independiente de cual sea la dirección de ésta.

tria_equa

Pero no todo lo que brilla es oro. Si bien el triángulo de fuerza clásico es una opción con ciertas ventajas, lo cierto es que también tiene sus contras. Su principal desventaja es que viola el principio de “No extensión”, eso quiere decir que en caso de que alguna de las chapas llegara a fallar, la otra recibirá un fuerte impacto por la extensión de la anilla, traspasando la carga al anclaje que queda, lo que pone en peligro al segundo anclaje. Si vas a utilizar este sistema, por ejemplo, en una sesión de top rope, procura evitar someter la reunión a cargas fuertes e innecesarias. Recuerda que jamás el escalador debería subir más arriba del anclaje, ya que si llegase a caer por sobre la reunión puede generar un factor de caída que eventualmente podría ser demasiado fuerte para el triángulo de fuerza. También es importante el criterio, por más que las reuniones tengan dos chapas es importante evaluar su estado.

Otra desventaja de esta reunión es que en caso de que por caída de una roca, por el filo de un canto, o por un mosquetón muy gastado y “filudo” se llegara a cortar el anillo o cordín, aunque sea tan sólo en un punto, el sistema fallaría de manera total. Por eso si llegas a utilizar este anclaje te recomendamos que aparte de asegurarte al punto central, lo hagas a una chapa de la reunión.

Triángulo de fuerza semi bloqueado y bloqueado

En caso de que queramos agregar un poco más de seguridad a nuestro triángulo de fuerza disminuyendo la carga por extensión, tenemos dos opciones para escoger.

La primera consiste en agregar dos nudos en cada “brazo” del triángulo. De esa manera se reduce bastante la extensión. Mientras más cercanos al punto central los nudos estén, menor será el desplazamiento y por ende, menor será la carga en el anclaje bueno. También hay que hacer el bucle y luego mosquetonearlo, como el triángulo de fuerza clásico. Este triángulo semibloqueado también da mayor redundancia que el triángulo clásico ya que si la anilla o cordín se llega a cortar en algún punto, el sistema no fallará de manera total. Y por otro lado, las bondades de la autoecualización también las posee el triángulo de fuerzas semibloqueado.

tria_semi

Si no confiamos mucho en un punto del anclaje podemos “bloquear” el triángulo haciendo un nudo en el que el bucle resultante será nuestro punto central. La principal ventaja del triángulo de fuerza bloqueado es que en caso de que llegase a fallar un punto del anclaje, no existiría desplazamiento por lo que el anclaje bueno no sufriría mayor impacto. Esta versión no es ecualizada, no distribuye la carga si cambia la dirección de ésta, por lo que hay que hacer el nudo y dejar el punto central en dirección a la carga.

tria_bloq

Triángulo de fuerza bloqueado

Consideraciones:

–          El ángulo máximo del triángulo no debería ser bajo ninguna circunstancia superior a 60°. Una buena manera de saber si el ángulo de tu triangulo está bien, es hacer el signo de la paz con tus dedos índice y medio los que forman generalmente 60°. Si el Angulo de tu triángulo es superior puedes usar una anilla más larga o alargar un lado con dos cintas express contrapeadas.

Ángulos (en grados)                                     Fuerza sobre cada anclaje

0                                                                           50%

60                                                                         58%

90                                                                         71%

120                                                                       100%

–           Para dar redundancia a nuestra reunión se pueden utilizar dos mosquetones con seguro en el punto central.

–          Las anillas de dyneema y spectra son más livianas que las anillas de cinta o cordín de nylon, pero hay algunas diferencias a considerar: El bajo porcentaje de elongación respecto al nylon hace necesario tener especial cuidado a la hora de usar una anilla de estos materiales. Jamás se debe exponer al sistema de anclaje subiendo más arriba de él pues una caída por pequeña que sea puede generar una fuerza capaz de cortar la anilla (o volar un seguro), más aún si la anilla tiene un nudo, ya que estudios han demostrado que una anilla de spectra/dyneema puede llegar a romperse con una caída factor 1  de tan sólo 60 cm sobre un nudo simple. ¡Atento!.

 Recomendamos que si estás comenzando a escalar te asesores por un profesor de escalada o por gente con experiencia para evitar cometer errores y sufrir eventuales accidentes. Este artículo debe ser tomado solo de manera referencial. Nada es mejor que la practica en terreno con profesores o guías capacitados. Con conocimientos y preparación se pueden minimizar los riesgos de la escalada. Depende de tí hacer de este deporte una actividad grata y segura.

Publicado en Uncategorized.